Blog

30/N Día Escolar de la No Violencia y la Paz

30/N Día Escolar de la No Violencia y la Paz

El "Día Escolar de la No Violencia y la Paz" (DENIP) es una iniciativa pionera, no estatal, no gubernamental, no oficial, independiente, libre y voluntaria de Educación No Violenta y Pacificadora. Propugna una educación permanente en y para la concordia, la cooperación, la solidaridad, el respeto a los derechos humanos, la no violencia y la paz.

De esta forma fue definida la jornada educativa que el poeta mallorquín Llorenç Vidal fundó en 1964, con el objetivo de recordar al menos una vez al año que los centros educativos son, y si no lo son pueden llegar a serlo, espacios clave para la construcción de la paz.

A tenor de esto, el exdirector general de la UNESCO, Federico Mayor Zaragoza, que en algunas ocasiones ha colaborado de la Escuela de Paz, fue entrevistado por Global Education Magazine, diciendo que “tenemos que ser conscientes de que estamos a tiempo de cambiar una cultura de imposición, del miedo, culturas basadas en la especulación económica de deslocalización de la producción en la guerra, que todavía son capaces de transformarse en una cultura del diálogo, de la reconciliación, de la sociedad en una cultura de la paz”.

Desde el Área de Educación y Sensibilización del Movimiento por la Paz -MPDL- nos sumamos  a la celebración de este día entendiendo que, el contenido de la propuesta, es la razón de ser de cualquier proyecto educativo que pretenda ser coherente y comprometido con la creación de un mundo libre de violencias.

En palabras del propio Llorenç Vidal, “el procedimiento didáctico de esta actividad de educación en valores debe ser vivencial y permite la libre aplicación en cada centro educativo según su propio estilo didáctico”.

En la Escuela de Paz, proyecto socioeducativo que desarrollamos en el Pozo del Tío Raimundo y Entrevías, trabajamos la paz y la no violencia desde lo cotidiano, desde aquellos aspectos que realmente importan a los niños y niñas y están presentes en su día a día: Las relaciones con sus compañeras y compañeros, con sus profes, etc. y las múltiples situaciones y experiencias que de ellas derivan. Más allá de las grandes teorías educativas sobre el conflicto y su tratamiento, con las que nos alineamos y tratamos de llevar a la práctica, consideramos que lo primordial es asumir la idea de que el colegio debe ser un lugar donde disfrutar y aprender un proceso creativo, divertido y generador de bienestar.

Por esta razón hemos elaborado este vídeo. Queremos dejar claro que a los niños y niñas les preocupa el sistema de relaciones y el modelo de convivencia existente en su centro educativo. Creen importante acudir diariamente al colegio, por eso precisamente sueñan con su “cole” ideal y tienen su propia opinión acerca de cómo deben ser sus profesores y profesoras. Entienden, porque lo han vivenciado, que la mejor manera de vivir es hacerlo pacíficamente. En definitiva, son parte fundamental del sistema educativo y tienen mucho que decir y proponer.

Creemos que un colegio o una escuela donde la participación, la satisfacción de necesidades personales y colectivas, la atención a la diversidad y la educación emocional y en valores tienen la misma importancia que el contenido curricular, es un centro educativo definitivamente comprometido con la convivencia pacífica y con la formación de personas comprometidas en la construcción de la paz.

Desde la Escuela de Paz, tratamos de generar experiencias educativas que nos acerquen a este modelo con el que nos identificamos. Un modelo integral y transformador que potencie la justicia social y el desarrollo humano sostenible a través del apoyo al estudio, la educación en valores y la promoción de un ocio saludable.

Tal y como proponemos en nuestro proyecto, queremos promover el derecho a la educación como elemento esencial para el desarrollo y el bienestar social. Pero NO nos conformamos con que el derecho a asistir al colegio esté garantizado. Exigimos, además, un modelo educativo que genere bienestar y proyectos de éxito. No cabe duda de que nuestros niños y niñas SI son merecedores de ese derecho.

Ningún comentario por el momento


Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *